La montaña del Winicunca o de siete colores es la más visitada.

0
Foto: Agencia Andina.

En estos últimos meses la montaña del Winicunca o de Siete colores es la mayor atracción para los turistas que visitan Cusco después de Machu Picchu, el Valle Sagrado de Los Incas y el centro histórico, los turistas ahora cuentan con más alternativas a la hora de explorar.

La Montaña de Siete Colores está ubicado entre los distritos de Cusipata, provincia de Quispicanchi; y Pitumarca, provincia de Chanchis, a una hora y media de la ciudad del Cusco, por vía Arequipa y Puno. El atractivo natural recibe un promedio a 1,000 a 1,500 visitantes por día, una cifra que va incrementando dependiendo de la temporada.

El alcalde de Pitumarca, Teodoro Cruz Huancachoque Nieto, aseguró que la montaña Winicunca o “Arco Iris” como también se le conoce, es quizás la más concurrida después de zonas arqueológicas de Cusco, dijo en declaraciones para la Agencia Andina.

Teodoro Cruz también mostró satisfacción ya que este factor está generando desarrollo turístico y económico, el cual ayuda a fortalecer los proyectos y ordenanzas municipales con disposiciones legales para el medio ambiente. Momentáneamente la comunidad de Pampachiri es la que administra el acceso a la montaña, sus habitantes cobran 10 soles por entrada, dinero que les sirve para poner orden y mejorar las vías de acceso al lugar.

Respecto a la seguridad del lugar, el alcalde manifestó que las autoridades locales están uniendo responsabilidades para que los visitantes no sufran robos o muertes, como se vieron meses atrás.{

O.V.P

SIN COMENTARIOS

Dejar una respuesta