El Sáhara Occidental es de los saharauis

0

Ricardo Sánchez Serra*

La paz mundial radica en el respeto a las fronteras entre los estados, la autodeterminación de los pueblos, los derechos humanos y en general a la observancia irrestricta del Derecho Internacional.
Me sorprendería que un letrado pueda aplaudir una anexión ilegal del Reino de Marruecos de un territorio como el Sáhara Occidental (SO) que no es suyo y que la historia y el derecho amparan a la población nativa, la saharaui y peor aún que apruebe la violación de los derechos humanos de los saharauis en los territorios invadidos por parte del gobierno marroquí, hechos que han sido demostrados y condenados por todas las organizaciones de derechos humanos del mundo, incluido el Departamento de Estado de Estados Unidos.
“El conocimiento jurídico es inseparable de las normas legales y éstas deben aceptarse porque son válidas, por lo que se imponen como actos no sujetos a cuestionamiento”, señala la jurista Irene Torres, de la Universidad Central de Venezuela.
Y continúa, entonces la verdad jurídica se alcanza con la “… conformidad con el derecho” (Bartolino). Lo que se establezca en las leyes debe ser aplicado, es irrecusable.
A los saharauis los respaldan las leyes internacionales, numerosas resoluciones de las Naciones Unidas, como su derecho a la autodeterminación e incluso el histórico dictamen de la Corte Internacional de Justicia de La Haya que señala: “La conclusión del Tribunal es que los materiales e información presentados a él no establecen ningún vínculo de soberanía territorial entre el territorio del Sáhara Occidental y el Reino de Marruecos o la entidad mauritana”. El último diciembre el máximo tribunal europeo respetó las fronteras del SO.
Miles de saharauis huyeron de la masacre marroquí y Argelia los cobijó en Tinduf, en donde instalaron sus campamentos (la ONU tiene una oficina) y sobreviven gracias a la ayuda humanitaria mundial. Ningún donante se ha quejado de algún desvío de su asistencia, respondiendo así a las falsedades marroquíes. La política exterior de Argelia se ha distinguido por apoyar la autodeterminación de los pueblos.
Los saharauis constituyeron en los territorios liberados (un tercio del Sáhara Occidental) la República Árabe Saharaui Democrática, reconocida por más de 80 países del mundo. Tienen un gobierno, congreso, municipios, además de territorio y población, requisitos esenciales para constituir un Estado. Es miembro fundador de la Unión Africana.
Ningún país reconoce a Marruecos su anexión sobre el Sáhara Occidental.